Capítulo 21 (2)

Las tres figuras que partieron en la noche se aproximaban al lugar donde se encontraba la persona a la que buscaban.

La figura encapuchada de mayor tamaño se dirigió a las otras dos y les susurró algo varias veces, unas indicaciones sobre lo que tendrían que hacer una vez hubieran llegado al destino.

-Roma, ¿cómo vamos a entrar?, seguramente haya guardias vigilando el edificio por los alrededores, nos va a ser imposible entrar así como así, creo que deberíamos pensarlo…

R: Tranquila Emma, lo tengo pensado, vosotras os ocultaréis como ya sabéis hacer, si hay guardias yo me encargaré de ellos.

Emma y Natalie se miraron y se autoconvencieron entre ellas.

Estaban ya cerca del edificio y las tres figuras se detuvieron, las dos muchachas cerraron los ojos y realizaron una especie de ejercicio de meditación, por su parte el chico no hizo nada, sino que observaba a lo lejos como había un par de guardias en la puerta.

Mientras las dos chicas seguían allí plantadas, él siguió andando hacia los guardias. Las chicas al abrir los ojos no se sorprendieron al verle alejarse, el muchacho se acercó a los dos guardias mientras estos miraban hacia donde estaba el chico y con cuidado se sacó dos cuchillos del costado. Lo que les hizo a los guardias fue rápido y preciso, los dos vigilantes yacían con un rostro de asombro.

Las chicas rápidamente se acercaron a donde estaba Roma y entraron con cautela por la puerta, a pesar de que más adelante se encontraron con otras personas no fue necesario entrar en lucha con nadie, ya que parecía que no podían ver ni a Roma, ni a Emma ni a Natalie, era como si fueran invisibles al resto.

Siguieron avanzando por los pasillos y Roma sentía como se iba acercando hacia donde él quería, tardaron varios minutos en llegar a una habitación en concreto, al percatarse de que no les veía nadie, entraron.

Lo que vio al entrar lo enfureció, veía como su amiga estaba atada de pies y manos y tanto el cuerpo como el rostro estaban visiblemente amoratados. Junto a ella estaba una mujer más o menos corpulenta que mostraba una cara de nulo arrepentimiento con lo que estaba haciendo.

No pasaron apenas dos segundos cuando un cuchillo sobrevoló la habitación y fue a parar al cuello de la mujer.

La amiga no veía nada, sólo vio como su maltratadora había caído al suelo con un cuchillo incrustado en su cuello, mientras miraba alrededor y no veía nada.

De pronto para ella vio aparecer tres figuras conocidas, las dos hermanas se acercaron a ella con la intención de liberarla mientras que el chico se dirigió a la mujer que yacía con un reguero de sangre en el suelo. Sacó el cuchillo de su cuello, lo limpió y lo volvió a meter en su sitio.

E: ¿Cómo estás?, esa desgraciada te ha dado una buena paliza, te vamos a curar en cuanto lleguemos.

A Roma parecían preocuparle más otras cosas en ese momento, así que cortó cualquier intento de conversación.

R: Estás viva, que es lo importante, ahora tenemos que salir de aquí cuanto antes, seguro que ya se han dado cuenta de que faltan dos guardias, vamos.

N: Roma, pero ella está demasiado débil para ocultarse como nosotros…

La chica, muy orgullosa, contestó que estaba perfectamente para hacerlo y que no tendrían problema con ello.

Al chico pareció convencerle las palabras de su amiga, con lo que salieron simulando tranquilidad por la puerta, ya que si corrían podrían ser descubiertos con más facilidad.

Durante un corto rato consiguieron esquivar todas las miradas de los hombres y las mujeres que iban saliendo a su paso, hasta que escucharon una voz que para la amiga de estos era conocida.

-¿A dónde vais?.

 

Posted in: Sin categoría

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s